Aunque emprender un negocio propio es el ideal al que aspiran el 43% de los españoles, los costes asociados y la incertidumbre económica suelen frenar a los potenciales emprendedores

POR RRHHDigital,


12:15 – 26 de Julio del 2019


Los costes altos, la gran barrera para los emprendedores

Siete de cada diez españoles afirman que la elevada inversión inicial de un negocio o actividad por cuenta propia es el principal obstáculo para emprender. Esta es una de las principales conclusiones que se extrae de la investigación de Herbalife Nutrition y OnePoll sobre el emprendimiento en 24 países del mundo, que en Europa abarcó a Reino Unido, España, Italia y Francia.

El segundo y tercer puesto en la lista de barreras de los españoles al comenzar una nueva actividad lo ocupan el miedo a fracasar (38%) y el miedo a que el negocio o actividad no aporte ganancias económicas (37%).

Esta preocupación por el aspecto financiero es lógica si se considera que el 69% de los españoles afirmaron que han usado o que pretenden usar su propio dinero para comenzar su proyecto, mientras que solo el 29% recurriría a inversores y el 25% a pequeños préstamos privados. Así, las consecuencias de un eventual fracaso son percibidas como una clara lesión al patrimonio personal.

¿Pero qué pasa si en vez de un emprendedor hay dos o más? El miedo a emprender se reduce. De hecho, 2 de cada 3 españoles que aspiran a empezar su propio negocio consideran que lo harían más confiados si contaran con un socio.

Sueños vs realidad: ¿conviene emprender?

Los españoles destacan entre todos los países encuestados como los más soñadores: 39% de los españoles -en comparación con el 21% del promedio europeo- respondieron que su motivación para comenzar un nuevo negocio era cumplir su sueño y 30% afirmó seguir su intuición al momento de lanzarse en la aventura de emprender.

Existe mucho optimismo entre los aspirantes a emprendedores en España, pues 7 de cada 10 españoles con intenciones de emprender consideran que su idea sería “revolucionaria” y que podría cambiar a la industria. Sin embargo, también se mantiene la desconfianza hacia el país como entorno de inversión, debido a las secuelas de la crisis económica: solo 28% de los encuestados creen que sería más fácil emprender en España que hacerlo en otros países.

El estudio muestra que 77% de los aspirantes a emprender en España creen que jamás tendrán la oportunidad de comenzar su propio negocio y que se sienten agobiados ante la posibilidad de comenzar un emprendimiento.

La disparidad de género sigue estando presente en el entorno empresarial europeo, aunque en menor medida respecto a otras regiones. En Europa -y la misma cifra es válida para España- 5 de cada 10 encuestados consideran que hombres y mujeres enfrentan distintos retos al momento de abrir un negocio propio.

*Si te ha resultado interesante este artículo, te animamos a seguirnos en TWITTER
y a suscribirte a nuestra NEWSLETTER DIARIA.

RRHHDigital

All copyrights for this article are reserved to Portada

Quantcast